La Junta, la consejería de Justicia, ha admitido que el sistema de refuerzos de personal empleado hasta ahora para aliviar la situación extrema en la que viven nuestros Juzgados han sido un fracaso. Era algo que se ha dicho y repetido desde todos los ángulos posibles y a lo que la consejería ha hecho hasta ahora oídos sordos en su postura tan poco favorable a Huelva, pero ya es un buen primer paso este reconocimiento del fallo, en la medida en que constituye el requisito previo a un auxilio razonable. No debe esperarse a que ocurran casos irreparables para adoptar medidas consensuadas con quien proceda. Por eso hay que saludar con esperanza el gesto de la Junta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.