Nunca tuvo Huelva mejor representación cívica de la que hoy tiene, tan por encima de la política. A Amador Suárez –a quien, mientras ZP recibe obsequioso a la “Chiche” Kichtner, le queman sus empresas en Argentina– acaban de elegirlo presidente de Cepesca, la mayor organización pesquera de Europa, voz única de España para hacerse escuchar aquí y en Bruselas, 1.200 empresas pesqueras, 41 asociaciones de armadores incluyendo 17 andaluzas, 1.400 buques, 20.000 tripulantes, 300.000 toneladas de registro bruto, un gigante que representa al 95 por ciento de la flota de altura y al 75 de la bajura. Lo han apoyado con decisión, incluso desde el Ministerio, mientras me consta que  la Junta de Andalucía no se ha dignado siquiera en llamarlo por teléfono. Eso se llama defender “lo nuestro”, eso es lo que se dice valorar nuestra presencia y nuestra capacidad de influir dentro y fuera de la nación. Ese es, sencillamente, tener el horno en manos del aprendiz. Amador Suárez no es un político sino un gran “emprendedor” de esos que predica la Junta. Se conoce que, sin embargo, no es de su cuerda. Huelva y Andalucía deben saber estas cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.