No todo van a ser beneplácitos y luces de colores. Hay una noticia heladora este fin de año: la cifra de 13 mujeres asesinadas en Andalucía, de un total de 55 en toda España. Más de una andaluza al mes sacrificada por el bárbaro de turno. Ya me dirán si ha fracasado o no ha fracasado es ley integral de lo que quieran que, además de injusta y desigual, no ha servido para nada a la hora de frenar la sangría. Trece crespones negros más en la torre de la memoria. Los que dicen y repiten que con estas leyes basta para atajar la sanrgía, están cada día más cerca de convertirse en cómplices sin intención de los propios parricidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.