En una entrevista televisada, el ex-consejero de Empleo, Francisco Javier Guerrero, ha amagado ya con resolución, como anunciando la eventualidad de que, en el caso de los ERE y las prejubilaciones falsas, alguien rompa la baraja y eche abajo la fragilísima estrategia de Griñán y Chaves consistente en concentrar en él todas las responsabilidades. El problema para la Junta en sus alturas es que lo que ella dice no se lo cree ni ella, mientras que lo que refiere y alega Guerrero –un director general que se mantiene 10 años en el cargo no será fácil de convertir en buco—encaja pieza a pieza sin la menor violencia lógica. Si se rompe la baraja, en todo caso (y Guerrero no es la única posibilidad), vamos a ver un ejemplar que, de momento, se parece una barbaridad al “caso Camp”.

1 Comentario

  1. Hasta donde yo sé, el gran fracaso de la comisión inútil ha estado en un pulso -garrotazos goyescos- en que la pezoe admitía un grado de implicación hasta un par de consejeros, Economía y Empleo y el pepe aspiraba a untar de saliva la oreja de los dos ‘mascas’, Chaves y Griñán.

    ValdEREs, ese despojo, ha acudido como buen palanganero a ayudar a su señor. Lo tiene más que cobrado. Esto es lo que hay.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.