Relevo en la dirección de Canal Sur. Aseguran que a petición propia de la relevada, Ángela Blanco, una profesional cualificada y seria en su trabajo, pero me da el pálpito de que el relevo más bien debe de haber obedecido, por un lado, al honesto posibilismo mostrado en todo momento por quien se vio absurdamente desautorizada en más de una ocasión por el propio partido (mejor no acordarse de lo ocurrido cuando el escándalo de Gibraleón), y de otro, a la lógica prevención de esa discreta ante una campaña de municipales como la que se avecina, en la que, con toda probabilidad, acabará abrasado más de un responsable. Canal Sur es una radiotelevisión institucional lamentablemente controlada por un partido, algo difícil de sobrellevar, siquiera a medio plazo, por los profesionales auténticos. Claro que sobran los militantes. Lo hemos visto desde su creación y, desdichadamente, vamos a seguir viéndolo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.