La miriada de empresarios andaluces triturados por la pandemia debe de andar fascinada por el hallazgo de los fiscalistas del “Gobierno del cambio” consistente en conceder a UGT la salida de devolver, en “15 años y en cómodos plazos!, los cuarenta millones de euros mangados de la bolsa de los parados. ¡Qué envidia!, dirán los patronos abrumados por el cobrador del frac, y los ciudadanos a los que ahoga mes tras mes su abusiva hipoteca. ¿Sería posible extender a ellos esta providencia inventada para redimir a esos tramposos? ¿Cómo ofrecer puente de plata a unos incalificables presuntos mientras se asiste impávido a la agonía financiera de nuestros precitos autónomos? Ésa es la pregunta que tendría que contestar la Junta andaluza si contestarla fuera posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.