La nueva Autoridad Portuaria, el ex-alcalde que deja el ayuntamiento de Valverde en quiebra práctica, ha dicho que se viene al Puerto en busca de un trabajito que le permita vivir más tranquilo, de un balneario, vamos, como si el Puerto fuera pan comido para un boticario de un hospital comarcal que es lo que él es. Y encima dicen que piensa traerse con él al ínclito tránsfuga que le permitió resistir en el sillón valverdeño, el tal Rodríguez Donaire, delineante al parecer en su oscuro empleo anterior. ¡Para lo que ha quedado el Puerto de Huelva! La comida de las fieras no va a dejar ni los huesos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.