Las circunstancias han convertido a Andalucía en el palenque más movido hoy por hoy de la política española. Por la Derecha, el PP regional, el del “cambio”, acentúa su presencia a trancas y barrancas mientras anda en boca de todos como imprevisto modelo de futuro. Y enfrente, la Izquierda se agita, enfrentada como nunca a las direcciones nacionales, en el PSOE a causa de la purga sarracena que se avecina inexorable, y en Podemos exigiendo el protagonismo ganado por los sureños en las recientes elecciones. Es incluso posible que estas tensiones terminen influyendo en el imprescindible relevo que, en estos confusos momentos, reclama el liderato en todos los partidos. En todo caso, y aunque sea de aquella manera, se habla de Andalucía. ¡Menos da una piedra!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.