Resulta de lo más divertido seguir atentamente el diálogo de Ciudadanos (C’s) con la Junta. Escuchar, por ejemplo, que hace falta una ley de Evaluación de la Gestión Pública, además de las pendientes que son nada menos que la de Agricultura (de la que ya hay cinco borradores registrados), la de Formación Profesional o las que han de reformar las actuales que regulan la RTVA (Canal Sur) o las elecciones autonómicas. Doña Susana no hace gran caso a su condescendiente socio, ésa es la verdad, y éste la requiebra paciente y con tiento (piropear está muy castigado) hasta el punto de verla como dueña de “un Ferrari” al que sólo tiene que “quitarle el freno”, cuando no le muestra un breve mohín discrepante. Pellizcos de monja y poco más. En Madrid, frente al PP, su tono es mucho más subido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.