Más difícil todavía

Más difícil todavía: la moción de censura o lo que fuere presentada en Beas contra su singularísima alcaldesa por concejales de su propio partido en unión y compaña de otros del PP y del PA, moción que la oposición ejercida por estos dos últimos está convencida de que consiste, en realidad, en una inconfesable maniobra “del PSOE contra el PSOE”. Rara cosa, porque se parte de que ni PP ni PA aceptarán nada a cambio y permitirán, en todo caso, que el PSOE conserve la alcaldía. Y nada extraño, en definitiva, considerando la trayectoria, verdaderamente alucinógena, de esa corregidora que se viene pasando por el arco paritario, desde hace un par de años, al Ayuntamiento en peso. Ahora, salir como ha salido Pizarro, el secretario de Chaves, para comparar con el lío de Gibraleón y exigir la expulsión de los mocionistas tal como el PSOE hizo con los tránsfugas de Gibraleón… ¡“al expulsarlos”!, francamente pasa de la raya. La gente de Chaves debe de creer que en Huelva el personal se chupa el dedo. Pero el personal recuerda muy bien aquella foto victoriosa que en Gibraleón se hicieron unos cuantos sociatas de primer nivel para festejar el transfugazo.

Tramas, jueces, Parlamento

El PSOE onubense ha reaccionado frente a la acusación formulada por el PP de que está tras la presunta “trama” especulativa que está dejando en cuadro Riotinto. De nuevo, al pase largo, el dilata cuanto puedas, el endosarle a la Justicia el trabajo suplementario que bien podría realizar, en su ámbito y con sus instrumentos, el Parlamento regional. Nada que objetar a que se lleve al Juzgado una imputación por considerarla injuriosa o una simple calumnia, pero queda por explicar por qué se hurta a la cámara de representación ciudadana, el Parlamento, la tarea de esclarecer los hechos en una comisión de investigación adecuada. Lo que ha ocurrido y sigue ocurriendo en Riotinto –nómina de ‘amigos políticos’, intervención Junta /IFA en la compra de terrenos, ausencia institucional de las subastas del suelo y demás– convendrá el PSOE en que resulta más que sospechoso. Más que a un juez que defienda su derecho, lo que el PSOE debería hacer es poner los hechos encima de la mesa y permitir que se juzguen políticamente.

José Antonio Gómez Marín

Onubense. Vivió en Madrid hasta primeros 80 y luego en Sevilla, con estancias en el extranjero.
Ciencias Políticas y Económicas (Complutense). Periodismo (Escuela Oficial de Madrid). Cursos en la Sorbona y Pau.

Publicaciones.-

Colaboró como crítico en Revista de Occidente, Cuadernos Hispano-Americanos, Ínsula y otras revistas especializadas. En prensa, comenzó en “Triunfo”, a cuyo consejo perteneció.

Escribió en la Tercera del Diario “Madrid”, en “Informaciones”. Columnista y editorialista en Diario 16. Columnista y coordinador editorial en El Mundo, de cuyo Consejo Editorial es miembro.

Fundó y codirigió las revistas “Argumentos” y “Agricultura y Sociedad”.

Colabora en la tertulia de “Protagonistas”, de Luis del Olmo, desde hace diez años, y lo ha hecho en otras emisoras, como la COPE. Ha participado en numerosos programas televisivos.

Libros.-

“La idea de Sociedad en Valle-Inclán” (Taurus).
“Aproximaciones al realismo español” (Castellote).
“Bandolerismo, santidad y otros temas españoles” (Castellote).
“Hablar con propiedad. –Antología de frases de Derecha–”
(Ediciones Libertarias).
“Viaje a Carabales” (Padilla).

Poesía, relatos, en diversas publicaciones nacionales y extranjeras.
Numerosos prólogos.
Premio Nacional Universitario de Ensayo Miguel de Unamuno.
Accesit Premio Pemán de Periodismo.Profesor de Estructura Social de España y Sociología de la Religión en la Facultad de CCPP y Sociología de la Complutense.
De Sociología, en Empresariales de la Universidad de Sevilla.Conferencias en universidades y centros privados en muchas provincias de España, Universidad de Montevideo, Buenos Aires, Paris.

Es Técnico de Administración Civil actualmente en excedencia, con ejercicio en el Ministerio de Agricultura y Junta de Andalucía, en la que desempeñó durante 1984-85 y hasta su dimisión la dirección de Estudios del Gabinete del Presidente. Especialista en Sociología del Conocimiento (de la Literatura, de la Religión), lleva años dedicado a estudios de mitología y pensamiento simbólico.