Color de piel

El triunfo de Obama  y, en especial, la imagen de la presencia del nuevo matrimonio presidencial en la Casa Blanca ha desatado una euforia sobre el fin del racismo que, a mi modo de ver, tiene no poco de ingenua. Ahí está la estólida grosería de Berlusconi aludiéndolo como el “bronceado” pero, sobre todo, ahí…






Leer Más