Se ha dicho ya en “Calle Puerto”: lo de Javier Barrero predicando respeto a la libre competencia mediática ha sido “muy fuerte”. Fuertísimo, tan fuerte que ni ha reparado, seguramente, en que esa requisitoria dirigida contra el “caso Polanco” y el llamado ‘boicot’ del PP, ha tenido que caer en barbecho en una ciudad alegre y confiada en la que hace tiempo que estas pláticas de familia han dejado de interesar a las personas normales. ¿De verdad cree Barrero que un onubense/a puede tragarse sus fantasmadas contra el rival, en serio pretende que alguien crea en Huelva que es el PP y no el PSOE –o sea él mismo– quien mangonea los ‘medios’ por tierra, mar y aire, en su inmensa mayoría, quien los posee por personas o instituciones interpuestas, quien los vende a sus “amigos políticos” con cláusula de pródiga ayuda incorporada o quien trata de asfixiar a las que osan mantenerse en actitud crítica? Este asturiano debe creerse que aquí somos tontos y no sabe que en esta Onuba, ancestro de Occidente, el más tonto hace un reloj.

1 Comentario

Responder a marta sicard Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.