El presidente de la comisión parlamentaria que ha fracasado en la investigación de los ERE y las prejubilaciones falsas, Ignacio García (IU), ha declarado que siente vergüenza por el fracaso y que comprende que “el pueblo se sienta engañado”. ¡A buenas horas mangas verdes! García ha permitido una investigación sin el expediente completo y su partido ha decidido a última hora –aunque nunca es tarde si la dicha es buena—defender sus propias conclusiones y dejar solo al socio de Gobierno, el PSOE, una maniobra que sugiere por activa y por pasiva que el simulacro estaba pactado antes de abrirse la comisión. Valderas, en cualquier caso” puede dormir tranquilo porque tiene a Griñán agarrado por mala parte y no corre riesgo alguno en su poltrona. Si lo hubiera, seguro que otro gallo cantaría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.