Malos han sido los datos sobre el empleo correspondientes al mes de octubre, pues Huelva aparece en el pelotón de cabeza del ránking de parados. Más paro que la media andaluza, más que la española, es un dato malo que no podrá ser imputado esta vez a ningún Ayuntamiento, como se ha hecho recientemente en la capital, sino que habrá que reconocer que seguramente obedece al descuido o maltrato de otras Administraciones, empezando por esa Junta que para el próximo ejercicio ha rebajado las inversiones provinciales en un puñado de millones. Contra el paro, como contra otras adversidades sensibles, los partidos deberían olvidarse de su forcejeo electoral y unir fuerzas en una misma dirección, que es justo lo contrario que vienen haciendo hasta ahora, a saber atribuirse las mejoras del empleo y achacar al rival los malos y peores. Otra cosa es preguntase por qué Huelva pierde más empleo que casi todas las provincias andaluzas y qué remedios convendría aplicar. Con las cosa de comer no se juega, dicen los políticos. Ya podrían aplicarse el cuento. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.