Hay un partido político en el Canadá francófono (no es coña), el “Néorhino”, que cifra su mayor compromiso en no cumplir jamás sus promesas electorales. Menos mal, porque la última consiste en una declaración de guerra a China con motivo del consumo de cuerno de rinoceronte considerado afrodisíaco, como se sabe, y convertido, en consecuencia, en objeto de un comercio exterminador, aunque entre las promesas anteriores figuran algunas tan deliciosas como la de abolir la ley de la gravedad, garantizar a todo contribuyente su orgasmo semanal y otras tan hilarantes como suprimir de un plumazo el presupuesto militar. El ejemplo de los “néorhinos” nos asalta ante el vergonzoso espectáculo en que nuestros políticos han convertido la actual precampaña pujando en ella a porfía sobre los más variados compromisos y, por supuesto, sin el menor complejo ante la evidencia de que, aunque los anuncios concretos puedan despertar aquí y allá incautas esperanzas,  la inmensa mayoría de los ciudadanos da por supuesto que esas promesas son puro camelo. No hubiera hecho falta que un cínico ejemplar como don Enrique Tierno declarara que los programas electorales están ahí para no ser cumplidos, pues eso es algo que bien sabemos en Occidente desde el amanecer democrático, y que ahora, tras el famoso “empate técnico”, acabamos de comprobar al ver dispararse la mendacidad de los candidatos hasta extremos desconocidos. Ni se ha inmutado el Gobierno cuando se le ha demostrado que, a tenor de los acuerdos financieros con Cataluña y Andalucía, el ‘sudoku’ de Solbes no tendría solución a no ser que metieran el porcentaje en la horma voluntarista en la que toda prenda adquiere la forma y el volumen deseados. Al revés, las promesas se han disparado ya sin control y por completo ajenas a las advertencias lanzadas por los expertos sobre su incontestable irrealidad. Por eso mismo no creo que deba tomarse a chacota el gesto de los “rhinos” sino como un ejercicio de cinismo positivo que resulta definitivamente debelador.
                                                              xxxxx
Bien miradas las cosas, en todo caso, a mí me parece que el problema para la dignidad democrática no reside en el hecho mismo de la promesa falsa sino en el de la absoluta irresponsabilidad de quienes las perpetran. No entiendo por qué un fabricante ha de ser sancionado, al menos sobre el papel, si da gato por liebre mientras que los responsables (¿) políticos están en su “derecho de hecho” a darnos incluso rata por gato. Si estos días acaba de ser desarticulada una banda y encarcelados sus bandoleros por ofrecer por Internet mercancías inexistentes, me pregunto por qué no se considera estafa que un político no cumpla lo que ofreció a cambio del voto. Chaves mismo, que ostenta un ominoso récord de incumplimientos, acaba de decir, como si fuera lo más normal del mundo, que él no hace promesas sino que contrae compromisos, que es, justamente, lo que los demás dicen para diferenciarse de él. Pero lo grave no es el trapicheo de ofertas improvisadas sino la propia concepción de la competición democrática como una subasta oportunista en la que se puja desvergonzadamente amparados por la irresponsabilidad. Piensa uno con cierta nostalgia  en el “juicio de residencia” en que los manijeros del “antiguo régimen” debían justificar lo hecho y dejado por hacer durante sus mandatos, y comprende que no es oro ni mucho menos todo lo que en la democracia reluce, o sea, que igual hay aspectos en los que hemos retrocedido en vez de avanzar al sustituir las autocracias por el régimen de libertades. Suele decirse que en estas estafas políticas a nadie se le pone la pistola en el pecho para que suelte el voto. Cuando oigo esa razón pienso con tristeza que tampoco se le pone al cateto en cuando le dan tocomocho.

25 Comentarios

  1. Cada sistema de gobernar tiene sus pros y sus contra, sus ventajas y sus inconvenientes.El inconveniente de la democracia, es que hay que ser reelegido,y para ello se promete todo lo que quieran. La demagogia es inherente a la democracia ,es su cancer, es lo que la mina y es lo que acabara con ella.

    xxxxxxxxxxxxxxxxxx

    LOs articulos de ayer y de hoy, y algunos comentarios, magnificos.

  2. Ninguno de ustedes merece que yo me permitiese ser grosera. Pero mi primer impulso ha sido escribir solo cuatro letras, ‘paso’, y dar a ‘enviar’. Es tan turbio, tan emponzoñado, tan vil este tenderete al que aún llamamos democracia, que no se me apetece opinar. Sepan dispensarme. Salud y buena conciencia.

  3. Pués nada queridos blogueros, el día 9 a depositar de nuevo la confianza en esta “partitocracia” que sería un pleonasmo decir: cínica, hipócrita, irresponsable, etc…..

    Estos aconsejan la abstención responsable…http://lupa.110mb.com/

  4. La primera en la frente. ¿De verdad no ve nada más que esa frase en la columna, Ser feliz? Reléala si acaso, que eso siempre es bueno, y verá, como he visto yo mismo, otras buenas razones que se arrean en el lomo de los profesioonales de la política.

  5. Me encantan esos “néorhinos”, con su verdad por delante y su guasa seria. Son iguales que los nuestros –que casi todos– con la diferencia de que lo reconocen. Es usted cruel poniéndonos los dientes largos con estos ejemplos de democracias con sentido del humor.

  6. La clave: exigencia de responsabilidad. La primera vez que hemos oído hablar de un “contrato”, ´fuera de los que pudieran haberlo estudiado en la uni, ha sido cuando Rajoy ha propuesto el de los inmigrantes y, ya lo ven, se le han echado enicma como lobos. Yo me pregunto que hay de malo en contratar cualquier cosa lícita, pero no hallo respuesta.

  7. La demagogia no es lacompalera inevitable de la democracia –según Platón, al menos, ya que fue quien inventóel cuento– sino su forma degenerada. Cuando el jefe propone que los candidatos quedarabn más o menos condicionados por un “contrato” lo que estádenunciando es la intolerable impunidad actual, los millones de puestos de trabajo inexistentes, los crecimientos falsos del PIB, las promesas siempre incumplidas en materia de educación, sanidad, vivienda o pensiones. ¿Por qué no castigar al que prometió lo posible y no lo cumplió, o descartar al que prometió lo sencillamente impoisible?

  8. Para que una sociedad sea democrática requiere estas premisas:

    Declaración de principios del MCRC:

    I. Porque los seres humanos no nacen iguales en capacidad física y mental, ni en condición social, la Sociedad y el Estado deben garantizar la igualdad de derechos y de oportunidades.
    II. Porque existe un imperativo moral en todas las conciencias, es condenable el oportunismo personal, social y político.
    III. Porque los individuos no pueden desarrollar sus vocaciones ni sus acciones fuera del contexto social, la lealtad es fundamento de todas las virtudes personales y sociales.
    IV. Porque los españoles padecen temores derivados de su tradicional educación en el Estado autoritario, sólo la valentía personal puede crear la fortaleza de la sociedad civil frente al Estado.
    V. Porque durante siglos se ha sacrificado y despreciado la inteligencia y el espíritu creador, apartándolos de los centros de enseñanza, del Estado y de los Partidos, esas facultades individuales han de organizarse para tener presencia activa en la sociedad civil.
    VI. Porque la decencia constituye el decoro de la civilización, la sociedad civil debe civilizar a los Partidos y Sindicatos, sacándolos del Estado.
    VII. Porque entre el Estado de Partidos y la sociedad civil no existe una sociedad política intermedia, la parte más civilizada de aquella debe orientar la formación de ésta, sin el concurso del Estado.
    VIII. Porque la política afecta al universo de gobernados, si el lenguaje de políticos y medios comunicativos no es directo, correcto y expresivo del sentido común, disimula una falsedad o esconde un fraude.
    IX. Porque no son legítimas las razones ocultas del poder político, siempre será ilegitima la razón de Estado.
    X. Porque a la razón de gobierno sólo la legitima la libertad política de los que eligen el poder ejecutivo del Estado, son ilegítimos, aunque sean legales, todos los gobiernos que no son elegidos directamente por los gobernados y no pueden ser revocados por éstos.
    XI. Porque la razón de la ley está en la prudencia de legisladores independientes, elegidos por los que han de obedecerlas, no son respetables, aunque se acaten, las leyes emanadas de Parlamentos dependientes del Gobierno.
    XII. Porque la razón de la justicia legal está en el saber experto de una judicatura independiente del gobierno y del parlamento, no pueden ser justas ni dignas las resoluciones de una organización judicial dependiente de ambos poderes.
    XIII. Porque la razón del elegido está en el mandato unipersonal, IMPERATIVO y REVOCABLE del elector, es fraudulento el sistema proporcional de listas, que sólo representa a los jefes de partido.
    XIV. Porque los medios de comunicación forman la opinión publica, no puede ser imparcial ni veraz la información controlada por un oligopolio de poderes económicos.
    XV. Porque la corrupción es inherente a la no separación de los poderes estatales, sólo la puede evitar, con su separación, el recelo y la desconfianza entre sus respectivas ambiciones.
    XVI. Porque las Autonomías fomentan los nacionalismos discriminadores o independentistas, deben ser compensadas integrándolas en la forma presidencial de Gobierno.
    XVII. Porque las Autonomías fomentan gastos públicos improductivos, sus competencias susceptibles de ser municipalizadas deben de ser transferidas a los Ayuntamientos.
    XVIII. Porque la Monarquía de Partidos carece de autoridad para garantizar la unidad de la conciencia española, y ha sido foco de golpes de Estado y corrupciones, debe ser sustituida por una República Constitucional, que separe los poderes del Estado, represente a la sociedad civil y asiente el natural patriotismo en la forma presidencial de Gobierno.
    XIX. Porque la única razón de la obediencia política reside en el libre consentimiento de los gobernados, éstos conservan su derecho a la desobediencia civil y resistencia pasiva, sin acudir a la violencia, frente a todo gobierno que abuse del poder o se corrompa.
    XX. Porque el pasado no puede ser revivido, sin imponerlo la fuerza del Estado, no es posible la restauración pacífica de la II República, cuya forma de gobierno parlamentario tampoco era democrática.
    XXI. Porque el sistema de poder de las naciones europeas, ideado para la guerra fría, no es democrático, los españoles están obligados a innovar su cultura política para llegar a la democracia como regla formal del juego político.

    Por lealtad a la sociedad civil, los Partidos Políticos, Sindicatos y Organizaciones No Gubernamentales no pueden ser financiados por el Estado; y por lealtad a la conciencia personal de los integrantes de este Movimiento de Ciudadanos, el MCRC no se transformará en partido político, y se disolverá tan pronto como su acción se agote con el referéndum que ratifique la Constitución democrática de la III República Española.

  9. Me encantaría presentarle el Abate a un neorino de esos canadienses. ¡Seguro que se le fundían los plomos al tío!

  10. La columna plantea hoy algo de vital trsacendencia:¿cómo respetar a un representante irresponsable ante la Leyy ante todos? Realmente es una idea a considerar: la del “contrato” (nada que ver con el “mandato imperativo”, cosa muy distinta) que garantizara al elector el recto uso de su sufragio. No hay por qué “regalarle” a ojos cerrados el voto a nadie. Una idea ionteresante, en suma, q

  11. La columna plantea hoy algo de vital trsacendencia:¿cómo respetar a un representante irresponsable ante la Leyy ante todos? Realmente es una idea a considerar: la del “contrato” (nada que ver con el “mandato imperativo”, cosa muy distinta) que garantizara al elector el recto uso de su sufragio. No hay por qué “regalarle” a ojos cerrados el voto a nadie. Una idea ionteresante, en suma, que nunca había escuchado plantear sin rodeos.

  12. Fuera de contexto (aunque tenga que ver con el tema).

    ¿Han visto las fotografías de la costa gaditana? Hay petróleo en la arena, unos cuantos operarios con mascarilla, su patito engrasado para que nada falte… pero no aparece ni la ministra, ni el presidentín de la Junta, ni lospríoncipes de Asturias, ni los movilizados dela “zeja”. Hay cat´
    astrofes y catástroefs: las del PP y las del PSOE. En “agiprop” la derecha tiene poco que hacer.

  13. Me ha sorprendido el gran argumento: ¿por qué un fabricante que defrauda en el contenido declarado de un producto va a ser sdancionado por un electo que no cumple sus promesas ni a tiros? Apúntese un nueve, don gm, y dígale a Carlosherrera que se le ve el plumero en la cosa del canon digital…

  14. Por lo que leo desde fuera más parece que esta precampaña consistiera en agresiones al contrario que en propuestas propias.Mepareec, sin embargo, que Rajoy lleva ventaja pero que con esto de la mano dura copn los jóvenes descarriados y delincuentes especiales sepuede llevar a mucha gente de calle.

  15. No añadiría ni un punto ni una coma a la sugerencia de exigirle a los representantes políticos un compromiso formal. En verdad es una estafa prometer lo que no se cumple. A no ser que se arbitrara el modo de que el electorado pudiera revisar su decisión cada año o a media legislatura y, en su caso, cambiar el sentido del voto.

  16. Tengo que discrepar en el sentido de que si “la inmensa mayoría de los ciudadanos sabe que las promesas son puro camelo”, no hay tal engaño, sino una especie de juego absurdo en el que confiamos todos nunca sabré por qué. Yo no voto, mejor dicho, voto en blanco,m desde hace mucho tiempo y eso que en el país donde ejerzo ese derceho –Francia– las cosas no son tan elementalmente groseras como algunas que vemos en España. Lo cual no quiere decir que los perros se aten con longaniza tampoco aquí, pero sí que una cultura política mayor y más antigua plantea las cosas de otra manera.

  17. Inteligente cuestionamiento de la legitimidad famosa que otorgan las urnas. Le pueden decir, otra vez, de todo, peor lleva más razón que un santo.

  18. Imponga un contrato obligatorio y no encontrará candidatos. Consiga una democracia trasperente y verá como conspiran para devolvernos a la dictadura todos esos que alardean de haber “corrrido delante de los grises”. Algunas veces me parece usted un idealista, otras un ingenuo. Trato de conciliar lasa dos visiones pensando que un hombre honrado y recto es hoy, por necesidad, una pura contradicción.

  19. Don Raspail, no se vanaglorie usted que para mi, las cosas andan igual de mal aqui que alli. Si quiere, quizas se respeten mas las “formas” aqui, en la France, porque somos mas viejos y solapados, pero el resultado es el mismo.

    La columna de hoy, verdaderamente valiente y lucida (de lucidez, que no puedo poner acentos) .Conozco otro partido politico cuyo objetivo era construir las carreteras a lo ancho de forma que solo hubiese que cruzarlas para llegar.
    Besos a todos.

  20. 00:19
    No se me va de la cabeza la promesa electoral de Patricio Lumumba ofreciendo un coche americano y una mujer blanca para cada votante.

    Si yo fuera candidato ofrecería dos cubanas y la legítima para cada uno.

    ¿No podría yo votar en Canadá?

  21. 07:12
    Me despierta una nueva serie de promesas electorales incumplibles que ratifica la puja desvergonzada que denuncia ja.

    ¿Cómo estará el patio cuando un hombre tan moderado y educado como éste tache de desvergonzados en general a los ponentes de la diestra y la siniestra?

    Y no se lo pierdan: ¡¡¡ZP en misa de doce en Toledo.!!!

  22. ¿Qué legítima, don Griyo? Especifique, porqueno se sabe bien si refiere a la legítima del negro o a la suya de usted.(Ni que decir tiene que es una broma).

  23. Pepe Griyo
    08:37
    A la de cada uno, paisano, y puesto a prometer, también prometería el buen rollito de la legítima y la capacidad sexual necesaria para cumplir con las tres. Total, por prometer que no quede.
    +++++++++++++++++++++++++++

    Lo del tal Patricio es historia.

    Me voy pa mi Güerva.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.