Todas las fuerzas políticas de la provincia se oponen al proyecto del oleoducto auspiciado por la Junta y el PSOE, ellos sabrán por qué. En la Diputación han hecho bloque, por una vez, y han dejado sólo a los auspiciadores a quienes acusan –devolviéndoles la metáfora—de “formar una ‘pinza’ política y económica” con el Grupo Gallardo y saltarse a la torera el medio ambiente y el otro medio autorizando el poco razonable proyecto de esa peligrosa conducción para abastecer a una refinería construida tantos kilómetros tierra adentro. ¿Qué le deben el PSOE y la Junta a Gallardo, qué favores han recibido o esperan recibir de ese Grupo millonario que justifiquen enfrentarse a todos por sacar adelante el objetivo empresarial? No lo sé pero, desde luego, debe de tratarse de algo importante: nueve espacios protegidos no se arriesgan así como así, ni siquiera por parte del PSOE.

1 Comentario

  1. Si bien le comprendo, “debe de tratarse de algo importante” , aunque no sabemos para quien. ¿Para Andalucía, para el país, o para los socialistas miembros de la Junta? That’s the question!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.