Una encuesta acaba de descubrir en Alemania que uno de cada cinco tudescos añora el Muro de la Vergüenza, cuyos restos se muestran hoy a los turistas en Berlín como si se tratara de un cementerio de dinosaurios y no de una calamidad recentísima. La unidad alemana se hizo a toda pastilla porque así le convenía a unos y a otros, a resultas de lo cual los ricos del Oeste andan como rabizas por rastrojo y los ex-sobreempleados del Este haciendo cola, mano sobre mano, en la oficina del paro. No es fácil hallar soluciones para todos los gustos y menos si cabe para todos los intereses, pero ese renacer de la nostalgia por el purgatorio no se comprende sin tener en cuenta esta circunstancia. El otro terremoto reciente en aquellas tierras ha sido provocado por el estreno de un documental  –dirigido por un español, por cierto: Enrique Sánchez Lansch– que vuelve sobre la consabida historia del colaboracionismo, ciego sordo o ambas cosas, de muchos “trabajadores culturales”, es decir, de los artistas que vieron en el mecenazgo nazi una estupenda razón para cerrar los ojos mientras soplaban en el trombón o desgarraban el chelo. Naturalmente el impacto ha sido tremendo (estos temas no fallan, invertir en ellos es seguro) alcanzando desde la opinión europea más estirada a la crítica yanqui o incluso de los países hispanos del Sur, cada cual tratando de arrimar el ascua a su sardina por activa o por pasiva, lo que se traduce en el no poco cómico recurso a enfocar a determinados músicos colaboracionistas apartando el foco de otros que, por hache o por be, se prefiere proteger del juicio de la Historia. No hay novedad alguna en aquella utilización de la ‘Kultura’ –con ka y con ce– por parte de la propaganda nazi, por supuesto, y a pocos habrá de sorprender la escena de esos músicos que, igual que los profesores (recuérdese la triste imagen del ‘comisario’ Heidegger, entre tantas otras), los jueces y hasta los milicos “junkers” rivalizaron a la hora de fingir la inocencia frente al horror que se perpetraba en sus narices. Nada que pueda sorprendernos a los españoles.
                                                             xxxxx
Nada. Pero, igual que está ocurriendo aquí, allá también se eligen los muñecos antes de abrir el pimpampún, qué se yo, echando por delante a Furtwängler pero salvando de los leones a Von Karajan, iluminando el ensayo de manera que se reconozcan con claridad los rasgos de la orquesta pero de manera ni se barrunte el perfil de Carl Orff, a quien tanto quisimos. Estas son las trampas de la memoria, el desquiciante efecto inevitable de la mirada hacia atrás que sugiere el mito de la mujer de Lot, el riesgo implícito de en las revisiones del pasado cuando pretenden ser parciales, todo lo cual poco tiene que ver con la Historia por más que ésta se haya acreditado, a su vez, como casi inevitablemente parcial. No es fácil determinar responsabilidades lejanas aunque sí lo es presumir que, lógicamente, esas responsabilidades estuvieron muy repartidas, tanto que en Francia, por ejemplo, los justicieros que trataron de exhumar el fantasma de Vichy se zurraron en cuanto vieron circular de mano en mano fotos en las que hasta Miterrand posaba despreocupadamente entre mandamases hitlerianos. Bajo el franquismo hizo fortuna el tópico del apoliticismo de los floclóricos, que no tenían por qué ser menos, a estos efectos, que los maestros alemanes, los monarcas enfeudados con los genocidas o los poetas dóciles al Duce. Se explica, en todo caso, el vendavalillo provocado por el documental aunque personalmente me inquieto más por el dato de la encuesta sobre el Muro. A ver qué vamos a añadir, a estas alturas, a cuanto sabemos sobre la supresión nazi del jazz, de la exaltación de Wagner o de la supresión de las óperas mozartianas con libretista judío. Lo inquietante, por moderado que sea el movimiento, es que crezca la añoranza por los ‘vopos’. Y esto no es, a mi entender, oponerse a la memoria, sino tenerla bien presente.

25 Comentarios

  1. La “memoria histórica”, peligroso concepto, que don ja no rehúye nunca aunuq ele digan perro… (ibaa decir judío) malo. Tambi´ne la Iglesia, mi Iglesia, acaba de hacer un gesto importante aunque tal vez insuficiente. Pero eta guerra no acabará entanto el pSOE y sus ratones coloraos del separatismo no consigan eliminar electoralmente al PP como gran fuerza y alternativa. Una pena. Doble pena.

  2. No le dice nada, pregunto, al sr. gm el hecho de que los nazismos o fascismos esten resurgiendo a marchas forzadas? ¿Será que la democracia podrida lo provoca? Porque no toda la culpa va a ser de los malísimos fachas, digo yo, alguna tendrán también los glofos y ladrons que él mismo denuncia cada día dentro de su propio bando.

  3. Sé que no acostumbra ni se rebaja a dialogar aquí, pero le pediría al señor anfitrión que documente esa afiliación que atribuye al gran Carl Orff. Yo no la he oído en mi vida, a pear de vivir en contacto con el mundillo de la música.

  4. No sé al sr. gm, pero a mi claro que me dice, sr. Bastetano. ¿Se ha fjado usted en los esfuerzos gubernamentales por traer a la actualidad la vieja situación histórica ysus factores? Quien siembra vientos recoge tempestades, no sé si le suena el dicho.

  5. ¿Podrá indicarme donde puedo visionar el documental de Sánchez Lansch? Cuando se hacen referencias de este tipo creo que es obligdo para quien las hace dar razón de ellas.

  6. Interesante “receso” en el juicio de marras, al que me abstedré de calificar. Porque, además, en efecto, el ejemplo de la memoria alemna es interesante, como lo es el de la francesa, de la que ya seha habaldo en el blog anteriormente. La foto de Mitterand de que habla es inolvidable. Las consideraciones que hace sobre los riesgos de mirar hacia atrás, ponderadas, como siempre. Me gusta comprobar que no eludeeste tema al que la propaganda del gobieno y sus Admiistraciones más o menos supeditadas han convertido en un tema tabú,con buenos y malos.

  7. Me cuentan de que quien nada fatal de memora es Chaves, a juzgar por su comparecencia en el juicio contra El Mundo. Pero el recurso a la amnesia en los juicios es el abc, y no va dicho con segunda intenciónen un asunto en el que la prueba definitiva contra la mala fe de Chaves y demás querellantes es el hecho de que “han elegido” a los querellados ignorando los que le han dicho coas mucho peores y hasta al propio protagonista (el famoso espía). Lo que me gustaría saber es cuánto nos ha costado a los contribuyentes este capricho vengativo de Chaves, el poco ahorrador

  8. Por favor, añadan mi nombre a los firmantes del Manifiesto de apoyo, para que en su día puedayo también contrinuir a otramemoria histórica, que no lo duden, se acabará haciendo de esta época gris y mediocre del chavismo.(Envío datos eprsonaes por e-mail: soy funcionario y sé que tendría que sufrir represalias si los consignara aquí.

  9. Ayer reapareció Sociata preguntando por las Cajas valencianas. Oiga, trinconcete, y qué supondrí confirmar que allá se despilfarra lo mismo que aquí?

  10. Debe usar la sinécdoque el Anfi cuando usa el ‘tudescos’, pues no creo que sea precisamente en la Baja Sajonia donde reine la melancolía recordando los años de plomo. (Brutus, te lo he puesto a webo para que largues sobre mi pedantería. Si no lo haces, estamos en paz).

    Juraría esta pobre ignorante que quienes añoran el ‘pleno empleo’, como el cubano, la escasez de todo y el rigor liberticida que componían el panorama paradisíaco del socialismo real, sean los vecinos de Polonia, donde tal vez se supere ese 20%, que casi seguro se corresponda con quienes vivían bien bajo la dictadura de los peores amparada por los focos, las armas y la bota de los vopos.

    Igual, mutatis mutandis, en esta Vandalucía denigrante y denigrada superan el uno de cada cinco vándalos, los que no añoran, sino que se sienten a gustísimo bajo el látigo y la espuela de los nuevos señoritos que arrojan cada mes los quinientos o seiscientos euros a los pies de viudas o desempleados para que no miren hacia arriba donde ellos gozan de lujos orientales o dilapidan el dinero de los impuestos de la mediocre y bajuna clase media que entretiene sus tardes con la chabacanería de las tvs, o desperdician millones en tranvías inútiles o inservibles realizaciones megalómanas.

    Parece que es un hecho consumado que ya no existe diálogo razonable a ningún nivel y que es un remedo de democracia lo que unos pocos manejan y unos muchos soportan. Ni se me ocurre hacer de profeta pero no parece que vayan a soplar mejores aires en este primer tercio de siglo que en el anterior. Al tiempo.

  11. Pués esto de la memoria, hace años que tengo pensado ( aunque me digan tonta, ilusa, y todo lo que quieran) que no hay que tocar los delitos de opinión; lo que quiere decir que si el hombre estuvo en las juventudes hitlerianas, pués muy bien. A para el caso en cualquier “juventud”, o en cualquier partido.
    Sólo hay que hablar de delitos otros, y que ya fueran delitos en aquel entonces. En ese caso, todo el peso de la justicia debería recaer sobre ellos.Con los intereses, si me permiten la equiparación.

  12. Veo que hoy la parroquia divaga, trivaga y cuatrivaga, en torno a untema tan claro y significativo. No se hn de la picha un líom,, caballeros, ni se enreden las trenzas, mis señoras damas, porque lo que jagm dice hoy es muy interesnate y mucho más sencilo de lo que tratan algunos de enredar.

  13. La Memoria, ah, la Memoria, menester de todos y de ninguno, oficio de pocos y afición de muchos. Jefe, no insista en esta batalla porque sólo va a conseguir que, a pesar de su limpio expediente, lo hagan miembro forzoso del PP de Zaplana y el tonto de Acebes, cosa absurda pero segura, si usted no se protege de estos malandrines. Lo de la foto de Mitterand, que parece que ha escocido a alguiebn, es estupendo y está bien recordarlo, leguste más o menos incluso a nuestra madame de Angulema, tan conservadora ella.

  14. Curiosísimo que ningún blognauta mencione siquiera la estadística de alemanes que echan de menos el Muro, primera observación de jagm. No olvidemos esa circunstancias, es decir, los “liberados” de la Europa del Pacto de Varsovia que han vuelto a votar a los derrotdos comunistas de sus países, y sólo a fuerza de millones ha logrado la UE salvar ese escollo. Mediten el mensaje de l columna de hoy, que no es moco de pavo.

  15. A muchos españoles nos duele esta operación de volver al mal recuerdo que es el primer paso antes de volver a las andadas. Vivo en Huelva, junto al lugar donde se sacrificaron a tantos cientos de inocents (más o menos inocentes) a manos de los fscistas rebeldes, pero un tío materno, que era sacerdote, fue inmolado sin causa ni motivo por los locos armados por la República. Fíjenese, soy de izquierdas, lo era y seguiré siendo, pero eso no impide que cada día vea más claro lo equivocados que hemos estado tantos años al dar por buena y única la versión de los vencidos.

  16. Hace tiempo que les sigo. Son ustedes divertidos y cultos, y la columna, un aliciente diario para el debate y la reflexión. Quienes llaman a este blog “casino” lleva razón: yo me siento como en una camilla conversando con un grupo de amigos en el que hay ta,bién, como no, (igual que en todo casino) algun metepata. Hoy me ha gustado mucho el tema y el modo de tratarlo con discreta prudencia. Los felicito y espero acudir con más asiduidad a este encuentro.

  17. Sige sin solucionrse el tema del link para apuntarse al Manifiesto de apoyo a Rosell y Caraballo, los periodistas de El Mundo cosados por Chaves. ¿Tant cuesta poner en el blog un link accesible para todos, señor jefe?

  18. No es propio de usted, señor filósofo, leer tan deprisa. Seguro que me tengo merecido, por mi verborragia, que me salten. Pero una servidora sí menciona y ¿reflexiona? sobre ese 20% de tudescos e incluso intento situarlos geofgráficamente.

    Suya affma.

  19. Como a escribí, en Noviembre estuve de visita en Hungría y la República Checa. Más bién diría en Budapest y Praga. Pues bién, la impresión que me traje fué de que en Budapest el pasado está al parecer más presente que en Praga.

    La República Checa es la primera en Europa según las últimas encuestas, en consumo de drogas.
    Sociedades como la Compañia de Jesus están recuperando antiguos colegios que fueron antaño nacionalizados.
    Un Antiguo edificio ha sido devuelto a la Orden de Malta y otro a los Rosacruces en Praga.
    El “espabílate como puedas” está presente en toda la sociedad donde el engaño y el robo están presentes.

    Estoy sin ordenador y no tengo mucho tiempo ni ganas de seguir en el “ciber”.
    Adios.

  20. Qué sería de nosotros sin los “informes” viajeros del Abate, que parece uno de aquellos Linvingstone que, a la vuelta de lejanas tierras, rendían cuentas de su experiencia ante las sociedades geográficas. Y sin espíritus susceptbles cmo el de Clementna. No quiero ni pensarlo.

  21. Bienhallados, amigos, en esta nueva etapa, tan movida y retorcida, en parte importantísima por el asunto de la memoria/resentimiento que la columna nos propone como objeto de reflexión. Estñe tranquila la señora de los tudescos porque, como la columna sostiene, aquí está cociéndose ese puchero y no otro. En Sajonia del Sur o en Baviera, en Berlín o en Weimar, tan romatica. Hay quein dice otra cosa, pero muchos años de convivencia me permiten pensar que los alemanes han aprendido la lección que dos veces no aprendieron durante el siglo pasado.

  22. Hoy, entre nosotros, cuando los políticos de todas las tendencias (incluso los que dicen gustar del comunismo) han entregado la Universidad por entero al mercado (dando por sentado que no puede haber otra sociedad que la de mercado liberal), la mayor parte de los profesores prefieren no ver el desastre que se está perpetrando con el llamado Plan de Bolonia. Muchos tendremos que echar de menos el muro de Berlín. Sobre todo los que pertencemos al Este, o sea al estudio de las Humanidades.

  23. Apocalíptico pero más que verosímil lo que cuenta este profesor.Infórmense sobre eseplan y verán lo que es bueno, aunque siempre tienen la opción de desinteresarse por la educación para dedicarse a fomentar el rencor como hacen etsos memorialistas.

  24. Disculpe, distinguida dama, pero no recuero haberla aludido. E todo caso reflexionar siempre está bien, no lo dude.

  25. Relea la primera línea de su primer comment, mi respetado don Filo: ‘Curiosísimo que ningún blognauta mencione siquiera la estadística de alemanes que echan de menos…’

    Lo de respetado es certísimo y lo de mi don Filo, una corroboración de lo mismo. Si no se siente cómodo con el apelativo, retirado está.

    No corren buenos tiempos para la lírica, mi don Chic. Y usted hace tiempo que lo sabe.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.