La mejor defensa es un buen ataque. Es lo que ha debido inspirar el ex–alcalde de Valverde del Camino (PSOE) su carga contra su propio partido, contra el PP y contra los medios, especialmente con el que tiene el lector en las manos. En lugar de arrepentimiento y propósito de enmienda, el tal Miguel Ángel Domínguez, el mismo que pagó los servicios de un burdel con la VISA municipal, se ha venido arriba por el simple hecho de que, como era previsible, la Fiscalía de Huelva ha archivado la denuncia de estos hechos despreciables. Ya veremos qué pasa en la vía penal, si es que se recurre a ella, pero no pocos padres de de la escuela calañesa donde ejerce de maestros andan desconcertados ante el hecho que un personaje con semejante tacha se convierta en responsable de sus hijos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.