La alcaldía de la capital es la vieja espina clavada que mortifica al PSOE, entre otras cosas porque, al margen de méritos ajenos, no cabe duda de que simboliza un notable fracaso de partido. Para que Pedro Rodríguez no le de un cuarto revolcón, Barrero acaba de anunciar muy optimista que habrá una campaña larga, para lo cual en junio se conocerá el candidato verdadero que, evidentemente y desde hace mucho, no será Pepe Juan Díaz Trillo, a pesar de que su mentor lo califica de “candidato magnífico” (¿) y “alcalde insuperable (¡¡¡). Se va a sacrificar lo que haga falta con tal de cortar el paso al Superalcalde, pero seguramente no será coser como cantar. Y una nota para guasistas; dice Barrero que el candidato será finalmente designado por el propio Pepe Juan, eso sí “junto a la dirección provincial del PSOE”. Bueno, quién sabe si habrá que hacerle caso también a la regional. Tal como están las cosas no tendría nada de extraño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.