No habrá mayoría absoluta para nadie, muy probablemente, en las próximas elecciones andaluzas a comienzos de diciembre. Lo predicen a coro los arúspices y cualquiera entiende que les sobran razones. Pero eso no quiere decir que necesariamente vaya a cambiar algo en Andalucía porque al PSOE, tanto por la derecha como por la izquierda– –como en varias ocasiones anteriores— le sobran los socios “in pectore”. ¿O alguien va a tomar en serio el exabrupto del jefe de Ciudadanos cuando califica de “corrupto” (sic) al Gobiernillo de doña Susana o el show radical de Podemos/lo-que queda. de-Izquierda-Unida cuando anuncia que no sostendrá a un “régimen” podrido? Habrá pacto continuista si no lo cierran antes las derechas y seguiremos quejándonos con gusto de la sarna que no pica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.