Es recurrente la sensación de que las vacaciones políticas implican cierto grado importante de paz. “No news, good news”, no hay noticias, buena noticia, dicen los ingleses, pero hay que reparar en que el hecho de que la paz provenga de la ausencia de nuestros protagonistas políticos constituye una pena y, en cierto modo, un escándalo, porque podría llevar a muchos a la idea de que lo mejor sería prescindir de esos complicadores de la vida pública. Apenas hemos oído cuatro tópicos de boca de la Presidenta en el Patrio de los Leones, lugar, por cierto, en el que están prohibidas las grabaciones. Tengamos confianza y, si posible fuera, la fiesta en paz.

1 Comentario

  1. Howdy just wanted to give you a quick heads up.

    The words in your post seem to be running off the
    screen in Safari. I’m not sure if this is a formatting issue or something to
    do with internet browser compatibility but I figured I’d post to let you know.
    The layout look great though! Hope you get the issue resolved soon.
    Cheers

    Have a look at my web blog newstudyhall run 2 (Yetta)

Responder a Yetta Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.