El papelón que está haciendo el fiscal-consejero de Justicia, Emilio Llera, se va haciendo cada día más impropio. La última ha sido proclamar los éxitos de la Junta en la lucha contra la delincuencia juvenil citando un estudio encargado y pagado por su departamento a la universidad de Almería, pero sin leerlo y ofreciendo datos por completos falsos. Y hombre, una cosa es prestarse al politiqueo y otra muy diferente hacerlo suelto de manos, sin tomarse siquiera la molestia de informarse un poco de los temas de su competencia. “Hemos perdido un fiscal regularcito para conseguir un consejero de pena”, me dice un colega (suyo). No le diría yo que no.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.