Informa la mismísima Dirección General de la Marina Mercante que ninguna región española aventaja a Andalucía en el número de accidentes petroleros con vertidos al mar. De hecho, es cosa asumida que la Bahía de Algeciras sobrevive de milagro (hay algún barco hundido y sin rescatar hace años a pesar de su peligrosa carga) y son muchas las voces que nos alertan de que algo similar o peor puede acabar ocurriendo en la costa onubense si prospera el proyecto, avalado por Zapatero en persona, de construir un oleoducto Badajoz-Huelva. Toda la costa occidental andaluza, que depende para vivir del turismo, se vería así amenazada sin remedio. Queda por ver si el compromiso con los “amigos políticos” supera a esta obvia consideración que concierne al bien común.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.