Quién quema el monte

A bombo y platillo ha presentado la Junta su “plan inteligente” para luchar contra los incendios forestales. Se trata de un ingenio que centralizan en una pantalla todos los medios (las “utilidades técnicas”, dicen ellos) disponibles en un momento dado para combatirlos, incluyendo disponibilidad de los retenes, capacidad y emplazamiento de los depósitos de agua,…

Leña con sifón

No quiere quedarse enteramente al relente el fiscal delegado de Anticorrupción en Málaga a la hora de enjuiciar el papel de la Junta en los desaguisados del “caso Malaya” o del saqueo marbellí. El hombre insiste en que la Junta “no es parte perjudicada”, lo que le impediría personarse como tal en el procedimiento abreviado,…

¡A ésta es!

Mi respeto a la costaleras de vocación. Por mí, como si hacen el Vía Crucis completo o hacen doblete al día siguiente. No es cosa de extrañarse de que también haya llegado a ese ámbito tan peculiar –el de los costaleros– el ánimo “paritario”, el designio de conseguir que las mujeres hagan lo mismo que…

Miedo escénico

No habrá tampoco la próxima vez elecciones autonómicas separadas, es decir, fuera del paraguas nacional que se encarga de filtrar la luz de modo y manera que poca iluminación llegue al debate regional. No le conviene a Chaves, por supuesto, que se aireen desastre como el que padece nuestra “fuerte” industria, que se pongan sobre…

Tomar el pelo

No tiene límites el descaro y el cinismo político. Chaves diciendo que el sector industrial andaluz presenta hoy por hoy gran “fortaleza”. ¡El colmo, pero habrá más, no lo duden! Claro está que el político puede decir esas cosas porque los sindicatos domesticados a golpe de talonario en la “concertación” no sólo se lo permiten…

El guindo electoral

Son graves las cuentas que echa por IU el diputado Antonio Romero, segñu n las cuales la Junta de Andalucía se habría embolsado, entre 1995 y 2006, nada menos que 630 millones de euros en concepto de derechos derivados de las trasmisiones de viviendas ilegales en Marbella. Gran denuncia, tremenda porque no deja margen a…