Triste sofisma

Todo el mundo es consciente de que el “apoyo” familiar e institucional a los terroristas etarras presos en nuestras cárceles no es sólo una acción humanitaria sino una estrategia directa o indirectamente diseñada por la banda. Por eso no es admisible el argumento dado por la activista onubense detenida en relación con la frustrada evasión…

Los pobres viejos

Una vergüenza el caso de la residencia de ancianos de El Ejido ahora condenado por al Justicia a una multa –ciertamente benigna, insignificante dadas las circunstancias—por vejar a un pobre viejo enfermo de Alzheimer, atándolo con una sábana a una columna del comedor. Un solo caso de maltrato a nuestros mayores debería haber provocado una…

El reparto

En Baena, como en Punta Umbría, como antes en Marbella y siempre en tantos lugares, los políticos corruptos han dado con la piedra filosofal que garantiza el beneficio y la impunidad de una sola tacada: el reparto. Se tapan bocas, se destruyen pruebas, se arruinan democracias, a base de premiar con adjudicaciones o pelotazos a…

Se acabó el disimulo

El transfugazo masivo perpetrado en Ronda por los ediles del Partido Andalucista bajo el manto protector del PSOE culmina la desvergonzada carrera por legitimar de hecho esa felonía, más allá o por encima de los pactos grandilocuentes en los que se ensalza la democracia y se condenan sus corrupciones. Lo hemos dicho y repetido mil…

El caso

Enorme alboroto alrededor del “caso Chaves”, defensa ofensiva del protagonista, absurda decisión de no facilitar una discreta investigación de las circunstancias en que se produjo el evidente enjuague aunque sólo sea porque mientras más se enroquen más resonará la bronca. ¿Por qué va a tener Chaves el derecho a señalar, con razón, a los presuntos…

Fuegos de artificio

No acabo de entender qué sentido tiene la ley de la Muerte Digna que acaba de aprobar la Junta de Andalucía. Y no lo entiendo porque, retirada, como buen juicio, la polémica cuestión de la eutanasia y el suicidio asistido; una vez renunciado también el propósito, más que discutible, de sancionar la objeción de conciencia…