Ma non troppo

La Junta presume de ejemplar tocante a claridades y transparencias, y hasta tiene un portal donde el ciudadano puede enterarse del dinero que gasta. Ah, pero “ma non troppo”, sin pasarse, como diríamos aquí. El último “apagón” de ese portal no permite al contribuyente conocer la factura que esos abogados de campanilla cobrarán por defender…