La media verdad

Con motivo del proyecto de ley que promueve el Parlamento Europeo buscando una norma general para condenar los crímenes nazis y sancionar la creciente infamia de su negación, varios comentaristas más o menos conservadores y alguno que otro acreditadamente progresista, se han preguntado por qué no se hace el trabajo completo de una puñetera vez,…

Morir morito

En muchas partes de la Andalucía profunda se sigue llamando “morito” al niño no bautizado. Más exactamente, se dice que el niño aún “está morito”, no que lo sea, ¡por Dios!, pues no se trata de nada esencial sino de una circunstancia tradicionalmente subsanable. La Congregación para la Doctrina de la Fe acaba de establecer…

La bolsa y la vida

Los políticos no ganan lo que dicen. Es más, ni siquiera ganan lo que “ganan”, si atendemos a que, en infinidad de casos, perciben emolumentos –y no incluyo los beneficios “en especie”– que, en no pocas ocasiones, superan al propio sueldo. Los ministros, los subsecretarios ganan en España poco dinero si se los compara con…

El misterio egipcio

He visto en los últimos tiempos en la digital diversos documentales dispuestos a contribuir a agravar el enigma de las pirámides egipcias. Se trata básicamente en ellos de demostrar la imposibilidad práctica de proceder a esas construcciones, incluso con los medios de que hoy disponemos, una tesis que, llevada al límite psicodélico, acaba por remitirnos…

La pata quebrada

En Valencia se está celebrando un congreso para dilucidar qué está ocurriendo en la tragedia de los malos tratos, qué podría hacerse en su remedio y hasta qué punto debe considerarse fracasada la normativa vigente en la materia, en especial, la famosa ley que fue, en su día, el parto de los montes. Es lo…

El deseo medido

Un fabricante de condones ha encargado una amplia encuesta (26.000 encuestados en 26 países) sobre la satisfacción sexual que ha dado, como suele ser habitual, un resultado poco halagüeño. Parece ser que menos de la mitad, sólo un 44 por ciento del total sondeado, se muestra razonablemente satisfecho de sus trajines, aunque la cosa varía…