Aterriza como puedas

Acaba de hacerse pública la decisión de la Comisión Europea de sancionar a un buen número de compañías aéreas presentes en Internet que, o bien engañan a sus clientes en los precios ofrecidos, siempre mayores por hache o por be que los de la oferta, o bien introducen en su relación comercial cláusulas falsas, naturalmente…

El canto del cisne

Para Marthe Sicard  Opiniones en torno a la “revolución” del 68, que cumple ahora su cuarentena. Negativas, en general, nostálgicas con frecuencia. Más en Francia, como es natural, pero también en EEUU hasta donde llegó su larga onda. Durante años ha habido mucha guasa a propósito en la Sorbona, en  Nanterre, entre los “normalistas” y…

Deber de ingerencia

No sabemos bien (ni mal) lo que ha ocurrido y está ocurriendo en Birmania. El antiguo régimen militar que hace poco masacraba a los monjes protestatarios ha cerrado ahora las puertas para aislarse del mundo. Se ha hablado de 24.000 muertos, luego de 43.000, finalmente (por ahora) un comisionado sugiere que la cifra  de víctimas …

Últimas noticias

No son alentadoras las últimas noticias que salen del teletipo. Nos enteramos, por ejemplo, de que en los Juzgados se apilan los expedientes hasta en los retretes (sic) y que, en total, en ellos duermen el sueño de los injustos –mientras el padre de Mari Luz recoge firmas por la patria– nada menos que 400.000…

Divino tesoro

Es bien conocido el titular de periódico anunciando el atropello de “un anciano de sesenta años”. Julio Camba contaba el cuento rebajando la edad del desdichado a cuarenta. Y entre uno y otro creo haber escuchado que Rajoy le ha dicho a alguien, en medio de esta invertida degollación de los inocentes que no está…

La sociedad desinformada

Todo indica en la creciente desconfianza pública hacia los ‘medios’ que la “sociedad de la información” anda fracasando como “sociedad del conocimiento”. Hay por ahí más información  que nunca, circulan más noticias de lo que hubiera sido posible imaginar cuando McLuhan avisaba sobre el riesgo futuro que acabarían acarreando las nuevas tecnologías, pero la sociedad…