La letra de la ley

Desde el día 1 de este mes de enero el Boletín Oficial del Estado, el BOE famoso, no volverá a ser editado en papel para encarnar místicamente en el impalpable palimpsesto de Internet. Se acabó el rito matinal de las oficinas, desaparecerá esa vieja decoración de las covachuelas leguleyas que era el ‘Aranzadi’, la voz…

Piedad ‘on line’

Las monjas carmelitas del monasterio ecijano de San José han colgado en ‘YouTube’ un curioso video en el que hacen publicidad de la vida monacal. Claustros silenciosos, celdas ordenadas, paces en el laberinto de cal y ladrillos, locutorios enrejados, oficios de coro, rincones piadosos, cintas y aspidistras, geranios y limoneros, tranquilas labores en el patio,…

La catársis checa

Nada más llegar a la presidencia de la Unión Europea, los checos han colocado en el Consejo de Ministros de Bruselas, un enorme puzzle mural constituido por alusiones simbólicas a los diversos países miembros, no concebidas precisamente desde la amabilidad sino desde un criticismo radical que ellos tratan de justificar diciendo que se trata de…

Fisiología de la ambición

Me entero de que un estudio de la universidad de Cambridge, realizado por John Coates y su equipo, ha logrado averiguar lo que ya llaman el “digit ratio” o proporción entre los dedos como signo anatómico del ‘broker’. Lo que hicieron esos sabios fue pedir a una amplia muestra de tiburones del parquet la huella…

Sexo público

Una deliciosa crónica de nuestra compañera granadina Ana Lozano nos describe el insólito panorama de un abandonado campamento militar de la zona reconvertido por exhibicionistas y promiscuos en lugar de esparcimiento e insólitos ejercicios de sexualidad pública. Amantes y mirones, onanistas y desahogados, han inventado una modalidad nueva de la experiencia sexual de la que…

La estafa perfecta

Los servicios americanos encargados de averiguar cómo maniobró el millonario Bernard Madoff apenas saben algunas cosas seguras, entre ellas, que no hay ni idea de dónde pueden  estar los 50.000 millones de dólares que el financiero logró distraer a sus clientes defraudados. Nada se sabe, entre otras cosas, porque Madoff cortó enseguida su inicial colaboración…