El ojo de la aguja

Tanto en las recientes elecciones generales españolas como en la actual campaña francesa, los ricos –ese concepto por definir, por supuesto, y de índole tan maniquea—se han llevado y se están llevando la peor parte. En Francia el señor presidente ha convencido a su esposa, la bella Bruni, para que apareciera en la tele sin…

Conciencia política

Si es verdad que bastante menos que uno de cada tres franceses ha votado a votado tanto a la izquierda como a la derecha institucionales, verdad es también, y mucho más inquietante, que uno de cada cuatro haya dado su voto a la extrema derecha pura y dura. Los franceses son no poco pragmáticos y…

Niños prodigio

Nunca me ha atraído la imagen de ese precoz sabelotodo que en los noticieros aparece subido en un taburete resolviendo, como si tal cosa. ecuaciones de campo. Hago excepción con los prodigios musicales porque de la inmensa mayoría de éstos conocemos, además de sus principios, como acabaron su carrera, cosa que no suele ocurrirnos con…

La sombra del macho (2)

Siempre ha admirado al cónyuge que sabe encajar con dignidad el escándalo provocado por su media naranja. La vida es compleja y es larga, las ocasiones y peligros acechan tras cualquier esquina, y ni uno ni una suelen tener blindada al cien por cien su fidelidad. Ojo, porque no hablo del consentidor o la consentidora,…

El sentido común

Meciéndose todavía en la cuna del poder casi absoluto, Alfonso Guerra dijo (o repitió, porque dice la maledicencia que los chascarrillos de Guerra se los sirven en bandeja sus bufones) que el entonces presidente de la Castilla-La Mancha, José Bono, era un “Bono convertible”. Lo dijo porque éste se había desmarcado de su disciplina, claro,…

Dinero apátrida

Con todo este revuelo que está levantando el tocomocho argentino, son muchos los peatones que se preguntan cómo es posible que nuestros capitalistas sean tan lilas y confiados incluso en casos, como el de ese país austral, en el que el peronismo congénito, con sus inevitables secuelas edípicas, garantiza la inseguridad jurídica. ¿Por qué, se…