Mal va la Sanidad en Huelva, no de ahora sino desde hace mucho, aunque especialente mal en la “era Pozuelo”, ese ‘delegata’ zombi puesto en el pimpampún por el partido para quitarle los pelotazos onubenses al consejero/a de Sevilla. Las huelgas intermitentes que mañana comienzan en las urgencias del ‘Juan Ramón Jiménez’ no pueden estar más justificadas tras el desdeñoso silencio de la Junta a los requerimientos de los sanitarios responsables de esos tercermundistas servicios de urgencia. Y las protestas hospitalarias por las agresiones a profesionales (tres en un mes) que se están produciendo en el ‘Infanta Elena’ como reacción a la indiferencia de los políticos ante esta crujía fatal que padecen médicos y profesores, agredidos cada dos por tres por el último mindundi que llega cabreado al centro. La clave del desastre sanitario onubense está en la centralización de Sevilla. Mientras nos castiguen con ‘delegatas’ marionetas, no es nada probable que se replantee siquiera. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.