La fosa perdida

Tienen que admitir que el papelón que está haciendo la Junta y otras autoridades en el asunto de la fosa de Lorca roza la inadmisible tragicomedia. Ni siquiera saben dónde escarban esos fosores que tal vez acaben perdidos sin remedio en el inmenso osario de la desmemoria. Ahora se vislumbra que más de uno ha…

Lo comido por lo servido

Ya ven: Diputación se gasta en pagarse a sí misma y en su funcionamiento diario siete de cada diez euros presupuestados. Para que comprueben que, además de constituir un órgano redundante (en un Estado descentralizado por regiones sobra la antigua Administración “periférica”), nos sale por un ojo de la cara ese pesebre dorado por el…

El negocio del clima

La desconfianza sobre lo que pueda suceder en la Conferencia de Copenhague va siendo general. Pocos creen que Obama baya a conseguir que se haga ahora lo que no se hizo tras el acuerdo de Kioto a pesar de que la campaña ambientalista crece por momentos. ¿Cómo van a cortar sus humos los que viven…

Sagradas familias

Lo de las subvenciones que la Junta otorga con estudiada magnanimidad resulta que, además, es gravemente discriminatorio. Consideren el caso de la delegada malagueña de Bienestar Social que no solamente larga pasta a la ONG de su marido sino que hasta favorece a la de la socia de su cuñada, mientras la Junta hace como…

El grifo ruinoso

La Diputación, además de un organismo expletivo, es una institución ruinosa. Este año, por ejemplo, se va a gastar en ella millón y medio de euros en propaganda de sí misma y sus mandamases, a pesar de la reducción que la crisis ha impuesto al Presupuesto. “¡Que ahorren ellos!”, parece decir unamunianamente su presidenta, que…

La vida del símbolo

Hace poco, el prestigioso The New York Times ha comentado sin complejos que en el año 2001, en plena batalla de Tora Bora, cuando los telediarios nos ilustraban el feroz ataque hablándonos de bombas perforantes que alcanzaban la entraña de la tierra, los mandamases del ejército, concretamente el secretario Rumsfeld y el general en jefe…