El maletín del mago

  Es posible que, como aquí se ha dicho y repetido, el maletín de Ollero, el famoso maletín de “Cacerolo”, acabe siendo devuelto por la Justicia (¿) a quien está más que probado que lo consiguió de un cohechador hecho y derecho. Pero no me parece justificada la actitud exultante de quienes ya fueron condenados…

Los platos rotos

  La industria química, el Polo para entendernos, ha anunciado que destinará 275 millones en nueve años para reducir la contaminación. Es lo suyo. Al reparar los daños reparables (de los otros, mejor no hablar) causados al medio ambiente, la industria trata de compensar a una comarca y a sus habitantes de los daños producidos,…

La Galia impía

Por lo menos desde el siglo XVIII nuestro moralistas y predicadores, amén de nuestros “patriotas”, vienen señalando a la “pérfida Albión” como la causa de todas nuestras decadencias políticas, y a la “Galia impía” como la fuente de cuantas corrupciones morales han ido minado a través de los siglos el “macizo de la raza”. Nuestros…

Alguacil alguacilable

Pide el secretario general del PA, Julián Álvarez, que se abra en el Parlamento una comisión investigadora (ya hace falta ingenuidad) para tratar de averiguar las causas de la pasividad mantenida por la Junta, durante todos los años pasados, ante el caos marbellí. Muy puesto en razón, desde luego, venga del PA esa reclamación o…

Flotador para la canoa

Hace muy bien el Puerto en meter el hombro para que la antigua “canoa” que une Punta Umbría con Huelva no sucumba a la competencia imposible del moderno transporte. En El Puerto de Santa María hace ya años que consiguieron que la Junta declarara a “El Vaporcito” de la Bahía “bien de interés cultural” (BIC),…

El olmo de Saint Gervais

Al viejo y hermoso olmo parisino que crece a las puertas de la iglesia de Saint Gervais, parece que el santo víctima de la ferocidad de Nerón le ha hecho el milagro de devolverle las hojas que había perdido con la canícula. No se sabe cuánto aguantarán en el machito –se protegen los expertos–, pero,…