Fichar al líder local del ecologismo, meter en nómina al portavoz de los críticos, ¿es curarse en salud o ponerle un bozal al lobo feroz? Es la pregunta que se hacen en Marbella viendo al responsable de Urbanismo de la Gestora fichar a quien hasta ahora ha ejercido de azote del Ayuntamiento, el portavoz de Ecologistas en Acción, el mismo de quien ya vienen quejándose algunos grupos vecinales por considerarlo “amaestrado” y “seguidista” de los que mandan en el Ayuntamiento. El tiempo dirá, pero parece lógico que esos látigos verdes se queden fuera, a la intemperie, que es desde donde únicamente se ve la realidad tal como es y no como la cuentan en los despachos. Aquí se está produciendo un trasvase continuo al Poder de sindicalistas, ecologistas y expertos de toda laya, lo cual, lejos de constituir una garantía de “socialización”, supone un riesgo evidente de lo contrario, Nada como la integración para acabar con el Apocalipsis, aquí y en París, incluso en Marbella. No es que defendamos el franciscanismo, sino que la experiencia habla por sí sola.

1 Comentario

  1. Igual se creía usted que el ecologismo era cosa de espíritus puro. ¿Conocen a algún militante de esos que tenga una profesión definida? Yo sí, pero como excepción. Y la mayoría haría como éste portavoz: aceptar el chollo que le dan para se calle. ¿O por qué creen que se lo han dado?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.