No se conoce aún la fecha de las futuras elecciones andaluzas pero, de momento, todos y cada uno de los partidos se dirigen hacia ellas partidos en dos cuando no hechos añicos: el PSOE por el cisma con Madrid, el PP por lo de siempre y a causa de la movida sucesoria, Podemos porque los grillos comienzan a revolucionar la jaula, IU porque su socio podemita la rechaza sin remilgos y Ciudadanos (Cs) porque, tras purgar a fondo su disidencia, se mece en unas “primarias exprés” de las que no es seguro que resurja la unidad. Igualdad en la línea de salida, pues, y una foto fija que retrata virtualmente a la dirigencia rota de una sociedad fracturada. Cuando llegue el otoño sabremos en qué se resuelve este enconado gazpacho de representantes que no beneficia ni poco ni mucho a los representados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.