Como ayer Gibraleón, hoy Niebla —-en plan “El Pocero”—redacta un PGOU que prevé triplicar el número de viviendas que la ciudad tiene en la actualidad. Otra vez la idea del megapelotazo urbanístico, de la promoción galáctica capaz de multiplicar por tres un pueblo como si eso fuera posible sin desnaturalizarlo y crear enormes problemas presupuestarios que, en definitiva, tendría que acabar pagando el contribuyente. Ya no se conforman con dar el golpe llevándoselo crudo de urbanizaciones que enriquecen al Ayuntamiento y hacen millonarios, de la noche a la mañana, a los osados que bordean la ley, sino que son capaces de saltársela, como en este caso, en los términos que denuncia el PSOE en Niebla… aunque no en Gibraleón. Se están haciendo de oro con ‘pegous’ y ‘potas’ a base de cargarse una geografía política acrisolada por la historia. Un negocio de unos pocos que debería evitar la mayoría cívica. No sólo en Niebla, repito, también en Gibraleón. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

limpiar formularioMostrar los comentarios de la entrada

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.