Cara y cruz

Un alto y veterano dirigente “popular”, designado hace poco para dirigir el “desarrollo educativo” y la FP en Andalucía, daba ayer en estas páginas un titular de primer nivel –“Se acabaron los aprobados de despacho”—lo cual certifica que ese disparate se venía practicando habitualmente. A él mismo, según cuenta, le propusieron –¿quién, cómo, con qué…