Gato sin uñas

El Defensor del Pueblo –ese capricho del vice Marín—ha declarado contundente, a la pregunta de si tenía noticias del “triaje” que, en las residencias de ancianos, negó a los asilados una asistencia hospitalaria intensiva; que “no tenía un solo dato que apunte” a esa impía práctica discriminatoria, razón por la que ni siquiera habría investigado…