Monipodio

Los trajines de la corrupción parece, finalmente, que no son circunstanciales sino sistémIcos. Miren a Huelva, otra vez, para observar la metástasis del inextirpable tumor de la compra de alcaldías que el PSOE inauguró en Gibraleón, repetiría en Aljaraque y reaparece ahora en Cartaya: los mismos trujimanes, el mismo Monipodio, idénticos tejemanejes. Un Ayuntamiento vale…