Susana ubicua

Ni la bilocación, ni la trilocación, bastarán a Susana Díaz para resolver el milagro de su ubicuidad política. ¿Cómo estar en San Telmo administrando la Autonomía al tiempo que se salta de Sevilla a Canarias, de Canarias a Camas, de Camas a Barcelona, de Barceleona a Mérida, y luego un poco por todo el mapa…