Morales

Veo al frustrado asesino Juan Manuel Morales sonriendo indiferente tras su detención y es como si lo viera en su leonera, abismado en la Red (o en las Redes). ¿Cuántos Morales andarán por ahí cavilando sobre la maldad, decididos a vengarse para redimir su fracaso? Hay quien opina que Morales no es sino el producto…

Haz lo que digo…

Haz lo que yo digo no lo que yo hago. Ese refrán antiguo encaja como el guante a la mano para más de uno, pero resulta excesivamente cínico tratándose de unos sindicatos radicales que en los últimos tiempos se han convertido en el bien pagado paraguas del Poder. Ahí tienen a UGT y CCOO enzarzados…