Niños hermosos

Es muy vieja la obsesión del hombre (y de la mujer, se sobreentiende) por garantizar la belleza de sus hijos. Los nazis organizaron, como es sabido, auténticas “granjas humanas” –los asilos Lebensborn que ideó Himmler– donde amazonas escogidas con esmero se “cruzaban” gozosamente con la pléyade de jóvenes arios, rubios y atléticos,  rebuscados en el…

La puerta falsa

Las Administraciones no han tenido suerte con la autonomía. Primero se las desmembró a lo loco –cosa que hoy se lamenta por doquier–, luego se perpetró la integración de los empleados del Movimiento y el Sindicato Vertical en pie de igualdad con los funcionarios genuinos, más tarde se abrió de par en par la exclusa…

Coches a gogó

Ahí tienen a esas dos altos cargos de la Junta que se desplazan diariamente hasta Sevilla en el coche oficial desde Almonte y Aljaraque, respectivamente, y vuelven luego a sus domicilios por el mismo procedimiento, a pesar de cobrar religiosamente su plus para alquilar piso en Sevilla. En la dictadura hubo mucho cachondeo a este…